¿Cómo manejar la APLV de mi hijo comiendo fuera de casa?

Por muy pequeño que sea nuestro hijo, comer en casa es siempre más tranquilizador cuando tiene Alergia a la Proteína de la Leche de Vaca. Sin embargo, su vida y desarrollo social y personal continua y no es aconsejable apartarles de sus actividades habituales por el hecho de tener APLV.

fiesta con bizcocho

En el cumpleaños de tu pequeño

Este es el caso más sencillo, porque si sois los papás del pequeño, vosotros llevaréis el control de la situación. Se puede elaborar una infinidad de opciones divertidas, ricas y aptas para alérgicos a la proteína de la leche de vaca.

-       Un cumpleaños no es igual sin una tarta o bizcocho. Existen muchas adaptadas a esta alergia: bizcochos, tarta de chocolate sin leche ¡e incluso se pueden hacer tartas de queso sin huevo y sin leche!

-       Otra opción de postre es un rico arroz con leche de avena que no dejará indiferente a nadie.

-       ¡Organiza un cumpleaños saludable! Sustituye los batidos por granizados de zumos naturales o directamente agua de frutas.

-       En vez de ofrecer helados que contengan leche, ¡reparte polos helados a los más pequeños!

-       Los Aspitos, aperitivo sin gluten y sin lactosa que gusta a todo niño. ¡Nunca fallan!

-       Y en cuanto a los platos principales, ¡sé creativo! Sándwiches que no contengan lácteos, pizzas coloridas y variadas, etc.

¡Vamos, que los niños se van a chupar los dedos con todas estas sabrosísimas opciones!

En los cumples de sus amiguitos

Hay muchos casos de niños con APLV y todas las mamás deberían entender que es una situación tan normal como cualquier otra que pueda afectar a la salud de su hijo.

Por ello, es importante comunicar a los papás que organizan el cumple de este hecho y puedan incorporar alimentos sin leche de vaca. Esta es la mejor solución para que tu pequeño no se sienta discriminado viendo que no puede comer lo que sus compis.

Otra opción es llevar la comida del pequeño al cumple de su amiguito. Sin embargo, siempre es preferible llevar esta situación de la manera más natural posible, comunicándoselo a los papás del cumple quienes deberían colaborar en la integración de todos los niños de la fiesta de la forma más igualitaria posible.

Salidas a restaurantes

Cada vez son más los restaurantes que prestan atención a las alergias e intolerancias y comunican a sus clientes de la presencia de trazas e información nutricional.

Siendo tan pequeñines, son los papás quienes tienen que estar pendientes de lo que comen sus niños. Hay ciertas comidas, como la italiana que tanto gusta a los chiquitines, que generalmente contiene mucho lácteo. En este sentido, hay que prestar más atención y vigilar que no se meten nada que no deban en la boca.

El desarrollo de los niños se lleva a cabo fuera y dentro de casa. Su crecimiento social surge con sus amiguitos, en los cumples, en la guarde y en casa, desarrollándose cognitiva, intelectual y socialmente. ¡Sigamos ayudándoles en este sentido! Siempre, por supuesto, prestando atención a su correcta alimentación.